Inicia la construcción de la megaobra de Vías Nuevas en Lima
Se construirán dos óvalos y modernos paraderos. Trabajos culminarán en diciembre. Se remodelarán 115 km de autopistas y 36 intercambios viales.
Publicado de Jun 25 2013

La megaobra Vías Nuevas de Lima, que remodelará hasta fines del segundo semestre del 2016 un total de 115 kilómetros de autopistas y 36 intercambios viales, se pone en marcha hoy. Las obras se realizarán a lo largo de la Panamericana Norte, Panamericana Sur y en la autopista Ramiro Prialé, que se extenderá hasta Chosica.

Los trabajos con tecnología de punta se inician hoy con la modificación "secuencial" en la intersección más congestionada del sur de Lima: Alipio Ponce con Panamericana Sur.
Así lo reveló Domingo Arzubialde, gerente de Promoción de la Inversión Privada de la comuna limeña, quien anunció que mañana (miércoles), en ese cruce, se darán todos los detalles de la intervención. Además informará qué vías serán clausuradas y el consecuente plan de desvíos.

Sin embargo, adelantó para La República que en los próximos días se cerrará la vía Alipio Ponce con Pedro Miota y la próxima semana la vía auxiliar de la Panamericana Sur (lado de San Juan de Miraflores).

Realidad actual

¿Cómo se encuentra en la actualidad esta intersección al sur de Lima? Antes de ello hay que precisar que la Panamericana Sur avanza, mediante un puente elevado, sobre la avenida Alipio Ponce, que une los distritos de San Juan de Miraflores con Chorrillos.

Al llegar a ese sector, percibirá de lleno el caos vehicular debido a la carencia de semáforos, pero además el desconcierto de los peatones por la inexistencia de paraderos en Alipio Ponce. También será mudo testigo del paso de autos, combis, buses y camiones pesados, así como de vehículos Caterpillar como aplanadoras, que han terminado por destruir las pistas.

Este tropel hace que el polvo de la vía, que más parece una trocha, se levante y dé a parar a las casas y negocios aledaños. Y algo más: será presa del ruido ensordecedor de motores y bocinazos.

"Este cruce es uno de los más congestionados de la zona sur de Lima... Por ello, la primera intervención será aquí", afirma Arzubialde. Por las noches, esta intersección se transforma en tierra de nadie, porque los postes de alumbrado público brillan por su ausencia.

Será modernizado

En seis meses el rostro de esta zona de Lima cambiará, promete Domingo Arzubialde.

Francisco Cañanaupa (50), sereno que resguarda el lugar desde su puesto de vigilancia, no lo cree. "Hace tres años vengo escuchando el mismo cuento", manifiesta incrédulo.

Entonces, el gerente limeño indica que se construirán dos óvalos modernos para "organizar" el tránsito de vehículos en ese sector. "Haremos también un sistema de puentes peatonales para ordenar el paso de transeúntes. Esto permitirá el rápido acceso a los paraderos y vías auxiliares", anuncia. Los trabajos también se efectuarán sobre la Panamericana Sur, que hoy luce olvidada y empolvada. En él se modificará la ubicación de los paraderos (que están sobre el puente) más al sur. Las obras en este tramo culminarán en diciembre de este año y beneficiarán a los peatones y conductores de los distritos de Chorrillos, San Juan de Miraflores, Villa María del Triunfo, Villa El Salvador y Lurín.

"Los paraderos con pistas exclusivas de desaceleración serán modernos y de 400 metros de largo. Estarán más al sur para no interferir con el tránsito de los vehículos", agrega Arzubialde.

En agosto se efectuará la construcción del intercambio vial en Las Palmeras con la Vía de Evitamiento, en Ate; así como un cuarto carril entre Javier Prado y el puente Huáscar.

Asimismo, entre noviembre y agosto se realizará el intercambio vial en la avenida Los Alisos. Al final del 2014, la megaobra Vías Nuevas de Lima estará lista en un 50%.

Buses modernos y no contaminantes circularán por las nuevas vías

Los buses modernos que circularán por las Nuevas Vías de Lima serán similares a los del Metropolitano. Serán vehículos Euro IV y no contaminantes (a gas), informó la Municipalidad de Lima.

Según de indicó, los viajes a través de estas arterias serán más rápidos, pues se eliminarán semáforos que dificultan la fluidez vehicular.

Esto se hará posible también con la reducción de rutas de transporte masivo y el retiro de custers, combis y buses viejos.

Miguel Sidia Carrasco, especialista en temas de transporte, indica que Vías Nuevas de Lima reducirá hasta en 40% el tiempo de viaje de los limeños. Las obras incluyen áreas verdes, veredas rehabilitadas y arborización.

Fuente: Diario La República